Inició el Festival Internacional de Cine de la UNAM con filme mexicano

Con la proyección de la película mexicana “Las lágrimas” se inauguró formalmente el Festival Internacional de Cine de la UNAM (FICUNAM) en Colima, que se lleva a cabo del 14 al 23 de mayo en Casa de la Cultura de Colima de manera gratuita a todo el público, gracias a la Secretaría de Cultura del Gobierno del Estado, la UNAM y el Conaculta; las funciones inician a partir de las 8:30 de la noche.

Ante una Explanada de Casa de la Cultura totalmente llena de apasionados por el séptimo arte, Rubén Pérez Anguiano, Secretario de Cultura, recordó que recientemente se estrenó la mega pantalla donde se proyectarán todos los filmes del FICUNAM. “Adquirimos esta pantalla que permite disfrutar con alta calidad la cinematografía, así podremos llevar festivales gratuitos a los 7 municipios de Colima que no cuentan con salas de cine comerciales”.

Asimismo agradeció a la UNAM por el proceso de colaboración entre las instituciones, que en esta ocasión inicia con cine, “verán una buena selección de películas, cine de calidad internacional que permite consolidar en Colima una cultura cinematográfica en beneficio de la sociedad”.

Fernanda Becerril, Coordinadora General del FICUNAM expresó su satisfacción de estar en Colima con esta selección de 10 películas contemporáneas, “es un cine de gran calidad, vienen películas de diferentes países que fueron elegidas pensando en todo el público para crear una buena reflexión de todo lo que verán aquí”.

Después del mensaje inicial, los asistentes tomaron su mejor lugar para disfrutar de “Las lágrimas” dirigida por Pablo Delgado Sánchez, filme que aborda una temática social fuerte: las familias disfuncionales.

Los hermanos Gabriel y Fernando deciden huir hacia el bosque, en el camino no mostraron certeza de lo que estaban haciendo, pero aun así se abrieron paso entre la noche y se internaron en la oscuridad. Cruzaron algunas palabras, reproches, lágrimas queriendo entender por qué su familia era de esa manera.

Gabriel, el menor, descubre que su hermano Fernando tiene problemas con el alcohol, esa noche bebió demasiado. Por la mañana, Gabriel trata de despertar a Fernando sin lograrlo, entonces decide echar a andar entre la naturaleza. Más tarde, los hermanos se encuentran frente a un lago, ahí inicia el momento de reflexión, de reencuentro entre dos hermanos que descubren que no están solos, que se aman y con este renovado pensamiento vuelven a casa.

Deja tu comentario

avatar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SUSCRIBIRME AL BOLETÍN

SÍGUENOS EN REDES SOCIALES